Coca de Nutella y Frutas del bosque

A mi, que me encanta hacer y comer pizzas, cocas y horneados varios, cuando ví esta receta por la red pensé: ¡Esto tengo que probarlo!

Sólo había una cosa que no acababa de tener clara: su nomenclatura. En la página donde se hallaba la receta la denominaban pizza pero claro, se trata de una página de origen estadounidense por lo que es lógico que la denominen así, en cambio, en mi región además de pizzas tenemos cocas, y sentía que era así como debía nombrarla, como una Coca. Esta “rayada” mental me llevo a empezar a buscar por la red qué diferencias hay entre una pizza y una coca, (más allá de la diferencia principal que radica en sus lugares de origen).

Mirando y dando vueltas, la única característica diferencial que he visto se iba repetiendo en distintas páginas, por lo menos en lo que a ingredientes se refiere, es que las pizzas no “podrían” ser dulces ya que llevan queso y en cambio, las cocas no llevan queso.  Personalmente no acabo de verlo claro, en más de una ocasión he visto cocas de calabacín con queso y, en algún que otro libro, (eso sí, de origen estadounidense), he encontrado recetas de pizzas dulces y por lo tanto, pizzas sin queso. Así que en mi opinión, la principal  diferencia  radica en su lugar de origen, a partir de aquí, las recetas variarán de una a otra región e incluso de un pueblo a otro, siendo su nomenclatura distinta más una característica geográfica que de fondo.

Las cocas las podemos encontrar en las comarcas catalanas, en la zona de Levante, en la Franja, en las Islas Baleares y en Aragón. Y, las encontraremos de distintos sabores y características, por nombrar sólo algunas, tenemos las cocas de azúcar, o las típicas cocas “de recapte” de la zona de Lleida, las cocas de panadero o incluso las cocas saladas de las Baleares, (llamadas “coques de trempó”), entre otras variantes.*

Ya en la época de los romanos se preparaban cocas y, parece ser, que su origen procede básicamente de la necesidad de aprovechar los restos de pan o las masas no estufadas, de modo que en lugar de tirar estos restos o estas masas, lo que hacían era guardarlar y cocerlas planas y, habitualmente azucaradas. *

Coca1

Y yo, que soy una “loca” de las cocas y de las pizzas, cuando descubrí esta “pizza” de masa un tanto dulzona, cubierta con crema de nutella o de nocilla o de cualquier otra marca, y repleta de fruta fresca, no pude resistir la tentación y me lancé a hacerla sin pensarlo ni un instante.

Para hacerla, me he inspirado en la receta de la pizza dulce del gran Paul, de la revista Sweet Paul Magazine, (clicando sobre el enlace encontraréis la receta que os comento).

Coca 4

Esta combinación de sabores, el dulzor del chocolate junto con la frescura de las frutas naturales, me ha cautivado. Creo que esta es una manera ideal para que a primera hora de la mañana, los niños desayunen un poco de fruta fresca y, me ha parecido una merienda buenísima para las tardes de primavera o de verano.Aquesta combinació de sabors, la dolçor de la xocolata amb la frescor de les fruites naturals, m’ha captivat.

Coca6

Os animo a que experimentéis con frutas de vuestra región y de temporada. ¡¡Buen provecho!!

Coca 2

* La información sobre el origen de las coques la he extraído del fantástico blog de cocina Cuina Cinc.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: